13Sep

Cuando decidimos viajar en caravana, camper o autocaravana sabemos que será toda una aventura, y en toda aventura tenemos que estar preparados para cualquier tipo de imprevisto. Por eso, lo mejor es ir preparados y de esta forma poder reducirlos.

Factores eléctricos, mecánicos y humanos son aquellos a tener en cuenta.

Normalmente, antes de viajar en caravana o cualquier vehículo, una revisión al mecánico y tener todo a punto es lo primero que se tiene que repasar. En el caso que hubiera algo que no funcionara correctamente o fuera mejor un cambio, mejor realizarlo antes de nuestro viaje y no después.

Es cierto, que ante imprevistos relacionados con la salud de los ocupantes no se pueden predecir, por eso, ir equipados con un buen botiquín es más que recomendable. Además, si el viaje incluye salir de nuestro país, es bueno revisar las coberturas medicas existentes en el país al que vayas a acudir. Si no cuentas con la tarjeta sanitaria deberás de solicitarla. Desde la pides hasta que te la envían, si esta todo correctamente, tardará unos 15 días. Por este motivo es recomendable solicitarla con tiempo para no estar con prisas a medida que se acerca nuestro viaje.

Si somos novatos en viajar en caravana, camper o autocaravana puede que, por nuestra falta de experiencia, dejemos pasar por alto cosas que se aprenden con la práctica, como la forma de conducir en diferentes situaciones climatológicas en las que no estamos acostumbrados.

Desde M3 Caravaning también te recomendamos que aquellas personas que vayan a viajar con nosotros, conozcan donde se guarda todo, el funcionamiento del vehículo y que al menos dos personas tengan, aunque sean nociones básicas, conocimientos de primeros auxilios o como cambiar una rueda. Y por supuesto, estar atentos a los más mínimos detalles, el factor humano es el que más malas pasadas juega.

Disfruta de viajar en caravana, furgoneta camper o autocaravana con los cinco sentidos puestos en la carretera.